Los directivos españoles siguen teniendo dificultades para encontrar talento

El desajuste de talento se acrecienta en España y los directivos tienen más dificultades para encontrar el talento necesario para sus organizaciones. Así lo confirma el X Estudio ManpowerGroup sobre Escasez de Talento, una investigación a nivel mundial en la que participan cerca de 41.700 directivos de 42 países diferentes, según el cual, un 14 por ciento de los directivos españoles afirma este año no encontrar a los profesionales adecuados para sus compañías, frente al 3 por ciento que confirmaba lo mismo en 2014. De esta forma, el porcentaje de directivos con dificultades se ha multiplicado por cinco volviendo a registros del año 2010.

FormaciónEn la comparativa anual, España es el segundo país con menores dificultades para ocupar puestos vacantes. Asimismo, junto a España destacan los incrementos de Irlanda, Singapur y Sudáfrica.

En cuanto a los perfiles, la encuenta señala a los oficios manuales cualificados, técnicos cualificados e ingenieros como los los tres más difíciles de encontrar en España. En el caso de los oficios manuales cualificados, este perfil ha encabezado la lista de los perfiles más difíciles de encontrar en los últimos tres años. Las razones más habituales por las que los directivos confirman problemas para encontrar talento son la escasez de candidatos disponibles (35 por ciento), la falta de habilidades técnicas o “hard skills” (34 por ciento), y la falta de experiencia de los candidatos (22 por ciento).

El X Estudio ManpowerGroup sobre Escasez de Talento refleja que la mayoría de directivos considera que la falta de talento impacta sobre su capacidad para cubrir las necesidades de sus clientes. Esto denota que no se están produciendo suficientes cambios para abordar la falta de talento a nivel mundial.

Desarrollar el talento en la empresa

A pesar de que las cifras generales apuntan a la tendencia creciente de tener problemas para encontrar trabajadores con las competencias adecuadas, uno de cada cinco empleadores encuestados a nivel mundial asegura no estar llevando a cabo ninguna estrategia para desarrollar el talento en sus organizaciones. Algunas compañías sí lo están haciendo, aunque de manera incipiente. Sólo el 10 por ciento está adoptando estrategias de reclutamiento para utilizar reservas de talento sin explorar; el 5 por ciento está trabajando para mejorar los beneficios o los salarios iniciales de los empleados; el 5 por ciento está redefiniendo los criterios de cualificación para incluir individuos que presentan actitudes de aprendizaje; y sólo el 25 por ciento proporciona formación y desarrollo adicional a sus trabajadores.

Desde ManpowerGroup señalan como principales apuestas de futuro la adopción por parte de los directivos de nuevas prácticas de atracción de talento y reclutamiento; una mentalidad ágil que permita nuevas soluciones; fomentar una cultura de aprendizaje y alentar a los empleados a ser dueños de sus carreras; y promover una única propuesta de valor al empleado para convertirse en una compañía atractiva por los trabajadores.

Apuesta por la formación

Tal y como confirma el Estudio, la formación es una de las asignaturas pendientes. Esa formación ha de mejorar el desempeño de las tareas habituales, con promoción de planes de carrera individuales. Esta tarea requiere de una completa planificación y organización. De esta manera es importante el empleo de herramientas de detección de necesidades de la plantilla.

El empleo de un software de gestión de la formación permite al departamento de RR.HH el diseño de planes de formación y gestiona el coste de los mismos, al tiempo que mantiene actualizado el catálogo de cursos, proveedores, formadores y oferta de cursos. La Gestión documental es otro aspecto destacado, con la elaboración de certificados de asistencia, comunicación de asistencia al superior, convocatorias etc. Así, se facilita la toma de decisiones aportando una visión integral sobre el aprovechamiento de los programas formativos.

Fuente: BASHR Cloud

×
MENÚ